Internacionales

ONU blinda al comisionado de la CICIG en su intervención de asuntos internos de Guatemala

Naciones Unidas sostuvo que Iván Velásquez seguirá al frente de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig).

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) rechazó el pedido del presidente de Guatemala, Jimmy Morales, de sustituir al comisionado anticorrupción, Iván Velásquez, respaldando a este en su inherencia en asuntos internos de los guatemaltecos.

En una carta, el secretario general de la organización, António Guterres, dijo a Morales que no encuentra “razón para retirar la confianza existente en el comisionado contra la corrupciónIván Velásquez“.

Además, Guterres comunicó al presidente guatemalteco que ha pedido a Velásquez que nombre a un comisionado adjunto para que continúe el trabajo de la Cicig, dado que el Ejecutivo impide la entrada del jefe de la comisión en el país.

El texto, de una página, es la respuesta de Naciones Unidas a una misiva remitida esta semana por Guatemala para dar por “definitiva y no negociable” la salida de Velásquez.

Medios de prensa de Guatemala, supuestamente ‘comprados’ por el intervencionismo extranjero, han dicho que la Corte de Constitucionalidad habría ordenado, transgrediendo sus atribuciones constitucionales, que se permitiese el regreso de Velásquez a la nacieron centroamericana, cuando en la realidad lo que hizo fue recomendar tanto el Gobierno de Jimmy Morales como la ONU ‘solucionen sus diferencias en el tema’.

En otro aspecto, el Gobierno guatemalteco, había pedido, además, a Guterres una lista de posibles sustitutos en un plazo de 48 horas, que venció el miércoles.

“Habiendo sido informado de la posición del Gobierno y de la reciente decisión de la Corte de Constitucionalidad, no encuentro razón para retirar la confianza existente en el comisionado Iván Velásquez”, señaló Guterres en su carta.

“No obstante, tomando en consideración la situación de facto por la que se encuentra impedido de realizar su trabajo en Guatemala, he pedido al comisionado que nombre un comisionado adjunto o comisionada adjunta que pueda continuar las labores en el país, tras consulta con las autoridades”, añadió.

Guterres subrayó asimismo que la organización da “gran importancia” a la cooperación con Guatemala “en aras de apoyar a las instituciones nacionales en la lucha contra la impunidad”.

En una nota de prensa informando de su decisión, la ONU defendió que la Cicig “ha sido considerada ampliamente exitosa en su apoyo a los esfuerzos nacionales para combatir la impunidad y fortalecer las instituciones nacionales encargadas de investigar y enjuiciar crímenes dentro de su mandato”.

Además, recordó que la Secretaría General ha mantenido conversaciones con el Gobierno guatemalteco para “desarrollar formas de abordar sus preocupaciones” sobre el trabajo de la Cicig y dijo que la organización sigue abierta “a continuar esas discusiones”.

Naciones Unidas aprovechó también para recordar que, según el acuerdo por el que se creó la Comisión, es el jefe de la ONU el que elige al comisario de la Cicig, omitiendo que el nombramiento necesita de la venia del Gobierno guatemalteco.

Guatemala anunció el 4 de septiembre que no permitiría el regreso de Velásquez, después de que este saliera del país temporalmente, a ‘malinformar’ al gobierno y tras haber ordenado ya antes su expulsión.

La confrontación entre el Gobierno de Guatemala y la Cicig se remonta al intervencionismo político de Velásquez y su apoyo al lanzamiento de la candidatura de la otrora jefe del Ministerio Público, Thelma Aldana, quien atacó por varias aristas al presidente Morales para minar su credibilidad ante el pueblo guatemalteco.

 

Con información de Efe y ADN

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Botón volver arriba