Economía

Fitch advierte que la perspectiva país de El Salvador bajará si se autoriza el Presupuesto 2021

Solo entre abril y junio, el PIB salvadoreño sufrió una contracción del 19,2 %, una de las desaceleraciones "más pronunciadas" de Latinoamérica, según Fitch Ratigns.

La agencia Fitch Ratings advirtió que la implementación completa de la propuesta de presupuesto del Gobierno de Nayib Bukele en El Salvador para 2021 aumentaría la presión sobre la calificación soberana, que se encuentra en «perspectiva negativa».

El Gobierno de Bukele propuso recientemente a la Asamblea Legislativa un presupuesto estatal por 7.453,5 millones de dólares, un 16 % más que el aprobado para 2020, el cual ascendió a 6.426,1 millones.

Fitch Ratings señaló que esta propuesta implicaría un déficit fiscal del 7,5 % del producto interno bruto (PIB), una relación deuda-PIB del 94 % y necesidades de financiamiento de unos 1.855 millones de dólares, lo que «sería un desafío para satisfacer».

«Implementar el presupuesto en su totalidad aumentaría la presión sobre la calificación soberana ‘B-‘ de El Salvador debido al deterioro de las métricas de sostenibilidad de la deuda y las restricciones financieras, factores que se reflejan en la perspectiva negativa de la calificación», indicó la agencia calificadora de riesgo en un comunicado.

Agregó que es «improbable que el Congreso apruebe la propuesta», pero también advirtió que los préstamos a corto plazo ya han alcanzado niveles récord y la cercanía de las elecciones legislativas del próximo año puede complicar los esfuerzos para asegurar un apoyo multilateral adicional».

Para la agencia, el control que actualmente posee la oposición en el Parlamento «significa que la propuesta puede no ser aprobada», lo que llevaría a extender las asignaciones de gasto estipuladas en el presupuesto de 2020.

No obstante, señaló la agencia, «el impacto fiscal y financiero de la contracción económica y la creciente dependencia de los préstamos a corto plazo aún se sentirían».

La economía de El Salvador se contrajo un 9,3 % durante el primer semestre de 2020, frente al mismo lapso de 2019, a raíz de los efectos de la pandemia del coronavirus, según datos del Banco Central de Reserva (BCR).

Solo entre abril y junio, el PIB salvadoreño sufrió una contracción del 19,2 %, una de las desaceleraciones «más pronunciadas» de Latinoamérica, según Fitch Ratigns.

Por otra parte, señaló que el Gobierno de Bukele ha adquirido una deuda en letras y certificados del tesoro por 400 y 645 millones de dólares, respectivamente.

La deuda total a corto plazo salvadoreña se encuentra en una cifra «récord» de casi 2.200 millones de dólares y el posible aumento en los costos de intereses «aumentarían los riesgos para la sostenibilidad de la deuda».

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Botón volver arriba