Economía

Bukele anuncia plan de recompra de deuda de El Salvador

El presidente Nayib Bukele anunció el martes un plan de recompra de bonos de deuda del 2023 al 2025, aunque sin revelar montos, asegurando que su país cuenta con liquidez para enfrentar los vencimientos y hasta pagarlos anticipadamente.

El mandatario dijo en su cuenta de Twitter que estaba enviando a la Asamblea Legislativa dos proyectos para asegurar que El Salvador, cuya deuda pública es de unos 24,000 millones de dólares -según cifras del Banco Central de Reserva (BCR) a marzo- cuente con fondos necesarios para hacer la recompra voluntaria.

«Hoy enviamos 2 proyectos de ley a la Asamblea Legislativa para asegurar los fondos para hacer una oferta de compra transparente, pública y voluntaria a todos los tenedores de bonos de deuda soberana salvadoreña desde 2023 hasta 2025, al precio de mercado al momento de cada transacción», publicó el mandatario en Twitter.

«Y lo haremos al precio de mercado (entendiendo que el precio de mercado probablemente subirá una vez comencemos a comprar todos los bonos disponibles)», explicó.

«La operación de compra comenzará en 6 semanas (el tiempo que se tarda presentar todos los trámites)», agregó.

El Salvador debe pagar en enero de 2023 un total de 800 millones de dólares en eurobonos y en enero de 2025 otros 800 millones, de acuerdo con el Registro Estadístico de las Emisiones de Valores de la República de El Salvador de la Superintendencia del Sistema Financiero (SSF).

Las principales agencias calificadoras han reducido la nota de riesgo de El Salvador a raíz de las crecientes necesidades de financiación del Gobierno salvadoreño.

La agencia calificadora Moody’s redujo a inicios de mayo la nota de El Salvador de emisor en moneda extranjera a largo plazo ante la posibilidad de un impago de la deuda que el país debe amortizar en 2023 y 2025 y la falta de un «plan creíble» para enfrentar la situación.

A mediados de mayo, el expresidente del Banco Central de Reserva (BCR) durante el período 2009-2014, Carlos Acevedo, dijo a periodistas que a su juicio el país pagará los bonos con vencimiento en enero de 2023 principalmente por la cercanía de las elecciones presidenciales en las que se prevé que Bukele busque la reelección.

Indicó que, aunque el país logre pagar su deuda a mediano plazo, «definitivamente El Salvador va a tener que asumir los costos de un ajuste fiscal para evitar caer en una situación de impago en el mediano plazo».

Las recompras de bonos, ya sea en el mercado abierto o a través de compras negociadas de manera privada con los tenedores de los bonos, presentan una oportunidad rápida y rentable para que las emisoras latinoamericanas mejoren su estructura general de capital y reduzcan potencialmente sus gastos de intereses si tienen suficiente liquidez para operar.

Las recompras ofrecen a las emisoras una forma de capitalizar los precios bajos de los bonos debido a la actual volatilidad del mercado. Las emisoras pueden considerar otros instrumentos de gestión de la responsabilidad, como las ofertas de licitación o de intercambio, pero ninguna ofrece la simplicidad y flexibilidad de las recompras de bonos, que por lo general no requieren un documento de oferta, ni periodos de oferta obligatoria.

Mostrar más

Artículos relacionados

Botón volver arriba