Nacionales

Gobierno acusó al secretario general de la OEA de «falta de ética» por su reacción ante el anuncio del cierre de la CICIES

El Gobierno de El Salvador acusó el martes al secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, de «falta de ética» por la reacción del organismo ante el anuncio del cierre de la comisión anticorrupción en este país, CICIES, informó la Cancillería.

El Ejecutivo de Nayib Bukele manifestó en un comunicado su «profunda preocupación ante el desacertado contenido» de un comunicado de la OEA referido al anuncio de romper el acuerdo que da vida a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en El Salvador (CICIES).

La OEA, que lamentó la decisión, acusó el lunes al Gobierno salvadoreño de «impedir avances en las investigaciones a denuncias de corrupción» en la administración de Bukele.

Por su parte, el Gobierno salvadoreño manifestó que fue una «decisión soberana y cuidadosamente tomada de finalizar el convenio marco» de la CICIES.

«El Gobierno salvadoreño aclara que la Cancillería no ha recibido ninguna comunicación formal» y «este accionar reconfirma la falta de ética y legitimidad del secretario Almagro para encauzar la lucha contra la corrupción», añadió el Ejecutivo.

Bukele anunció el viernes la ruptura de este acuerdo después de que Almagro diera a conocer que el exalcalde de San Salvador, Ernesto Muyshondt, procesado penalmente en El Salvador, seíra asesor de la secretaria general.

La OEA manifestó que a Muyshondt se le ofreció un «contrato honorario», que no se llegó a firmar, y que la Cancillería salvadoreña fue informada, sin que haya manifestado «ninguna discrepancia».

El secretario de la OEA, desde su cuenta de Twitter, respondió este martes que «el enviado especial del Gobierno de El Salvador fue informado por escrito vía Whatsapp a la 1:45pm del 3 de junio».

«El mensaje fue recibido, leído y agradecido (a las) 2:32pm. Al no haber más comentarios al respecto, a las 5:13 fue anunciado ofrecimiento y aceptación de Ernesto Muyshondt», indicó.

A pesar de criticar a Almagro, el Gobierno salvadoreño no negó ni desmintió los señalamientos de la OEA de que intentó frenar las investigaciones de la CICIES y que intentó «inducir» a la comisión a investigar únicamente a políticos opositores.

La CICIES presentó al menos 12 avisos a la Fiscalía, lo que derivó en investigaciones penales y el allanamiento de diversas dependencias del Gobierno.

Se desconoce si estas investigaciones siguen en pie tras la destitución el 1 de mayo pasado del fiscal Raúl Melara y la elección de Rodolfo Delgado, un exasesor del Gobierno, como su sucesor.

Mostrar más

Artículos relacionados

Botón volver arriba