Ciencia

Dos cepas del virus de la gripe podrían haberse extinguido gracias a las restricciones anticovid

Según algunos expertos, que no se hayan detectado este año las cepas de H3N2 de la gripe A y la B/Yamagata de la gripe B son indicios de que probablemente hayan desaparecido gracias a las medidas para contener la pandemia

Las restricciones impuestas durante la pandemia del coronavirus, que incluyen confinamientos, cuarentenas, distanciamiento social, uso de tapabocas y un refuerzo de las medidas de bioseguridad como el lavado constante de manos o desinfección de superficies, parecen haber contribuido a bajar a proporciones históricas las tasas de transmisión de la gripe en todo el mundo.

De acuerdo con algunos investigadores, es posible incluso que algunas cepas del virus de la influenza hubieran desaparecido del todo.

En un reciente artículo publicado por la revista médica Stat, Trevor Bedford, biólogo computacional del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson de Seattle (EE.UU.), dijo por lo menos dos cepas del virus de la influenza llevaban más de un año sin ser detectadas en el mundo.

Una de ellas es uno de los clados del virus H3N2 (un subtipo de virus de la gripe A), la otra cepa sería uno de los dos linajes de los virus de la gripe B, conocido como B/Yamagata.

De acuerdo con Bedford, la última vez que fueron registradas en las bases de datos internacionales utilizadas para monitorear la evolución del virus de la influenza (GISAID) las secuencias virales de B/Yamagata o del clado de H3N3 -también conocido como 3c3.A- data de marzo de 2020.

Si el grupo mundial de virus de la gripe se ha reducido realmente a este grado, sería un resultado bienvenido, dicen los expertos en gripe, lo que facilitaría mucho la selección de virus dos veces al año que se incluirán en las vacunas contra la gripe para los hemisferios norte y sur .

Esta no es una tarea menor, pues ya ha ocurrido antes que una selección errada de la cepa de gripe dominante en una temporada particular de un lugar específico puede dejar sin protección a mucha población, como sucedió en Estados Unidos en la temporada 2017-2018, cuando la vacuna contra la gripe no protegió a las tres cuartas partes de las personas vacunadas contra la cepa H3N2 en circulación.

“Creo que hay muchas posibilidades de que se haya ido. Pero el mundo es un lugar grande “, dijo Bedford sobre el clado H3N2 que pudo haber desaparecido.

Por su parte, Florian Krammer, un experto en gripe de la Escuela de Medicina Mount Sinai en Manhattan, que ha estado revisando bases de datos genéticas en busca de virus B / Yamagata sin encontrarlo en el último año, espera que los virus de este linaje desaparezcan para siempre.

“El hecho de que nadie lo haya visto no significa que haya desaparecido por completo, ¿verdad? Pero podría”, dijo Krammer.

El uso de tapabocas y las demás medidas contra la covid-19 han hecho que los casos de gripe en el mundo disminuyan drásticamente. EFE/ Juan Ignacio Roncoroni/Archivo
El uso de tapabocas y las demás medidas contra la covid-19 han hecho que los casos de gripe en el mundo disminuyan drásticamente. EFE/ Juan Ignacio Roncoroni/Archivo

¿Cómo funcionan los virus de la gripe?

Para entender mejor la importancia de esto hay que comprender como funcionan los virus que causan la gripe.

Lo primero a tener en cuenta es que hay dos familias clave que causan enfermedades humanas, la influenza A y la influenza B. Actualmente, dos subtipos de virus de la influenza A se transmiten entre las personas, el H1N1 y el H3N2. Dentro de esos dos subtipos hay subclasificaciones o clados, y los virus H3N2 tienen más diversidad que el H1N1.

La gripe B no tiene subtipos, pero sus virus se dividen en dos “linajes”, B/Victoria y B/Yamagata. En un pasado no muy lejano, solo uno de los virus B se incluía en las vacunas contra la gripe cada año, pero ahora la mayoría de las marcas son cuadrivalentes: vacunas cuatro en uno que incluyen una versión de cada uno de los virus H1N1 y H3N2, y ambos de la gripe Virus B.

Que dejen de existir ciertas cepas de estos tipos de influenza significa tener la posibilidad de desarrollar vacunas más eficientes que deriven en menos muertes durante cada temporada fuerte de influenza.

Pero así como hay científicos optimistas hay otros que no lo son tanto, como Ben Cowling, experto en gripe de la Universidad de Hong Kong, quien no cree que la B/Yamagata realmente se haya ido,

“Trabajamos muy duro para obtener vacunas tetravalentes … y ahora, si realmente Yamagata ha desaparecido, entonces la [vacuna] trivalente estaría bien de nuevo”, afirmó Cowling a Sat.

Otra escéptica es Cécile Viboud, epidemióloga de la influenza en el Centro Internacional Fogerty de los Institutos Nacionales de Salud.

“Es difícil de descartar”, dijo Viboud, y agregó que estos virus podrían estar circulando a niveles bajos en lugares que no utilizaron los tipos de intervenciones no farmacéuticas como el uso de máscaras y el distanciamiento social que otros países han empleado para suprimir la transmisión de Covid. “El mundo es un lugar muy grande”.

Las medidas utilizadas para frenar la propagación de Covid-19 han tenido un impacto dramático en la transmisión de varios virus respiratorios. La gripe, el virus sincitial respiratorio, conocido como RSV, y muchos de los otros virus que nos afligen durante la temporada de resfriados y gripe, afortunadamente han estado ausentes durante la pandemia.

Vista microscópica del virus de la gripe.

Vista microscópica del virus de la gripe. 

Bedford resalta su optimismo señalando que mientras que un año normal se registran por lo menos 20 mil secuencias genéticas de la gripe en el GISAID, el año pasado solo se cargaron 200.

Aunque esto se debe en parte a que la mayoría de laboratorios estpan priorizando el trabajo sobre el SARS-CoV-2, también es cierto que esto es producto de que hay un factor mucho más bajo de transmisión de la gripe en todo el mundo.

Lo anterior no deja de lado que en ciertos países se han visto brotes de gripe importantes durante la pandemia. China por ejemplo registró la transmisión de la gripe B, el linaje Victoria, y África occidental, Bangladesh y Camboya tenían actividad de H3N2.

Este último tipo, el H3N2, es según expertos como Richard Webby, director del Centro Colaborador de la Organización Mundial de la Salud para Estudios sobre la Ecología de la Influenza en Animales y Aves, más probable que desaparezca que el B/Yamata, lo cual no deja de ser una buena noticia.

Webby dice que los linajes del virus de la gripe B a veces se quedan en silencio por un tiempo, solo para reaparecer más tarde.

“Pero sí creo que es probable que perdamos un poco de la diversidad del H3N2. Eso es grandioso. Actualmente, cuando nos sentamos a hacer recomendaciones para las cepas de vacunas, siempre es el virus del dolor de cabeza “, dijo Webby.

“Si tenemos que elegir un [subtipo] para perder diversidad, ese sería el indicado”, concluyó.

Mostrar más

Artículos relacionados

Botón volver arriba