Economía

Estados Unidos impuso aranceles por 50.000 millones de dólares a China y podría aplicar más si Beijing responde

"Mi formidable relación con el presidente Xi y la relación de nuestro país con China son importantes para mí. Sin embargo, el comercio entre nuestras naciones es muy desigual, desde hace mucho tiempo", afirmó el presidente norteamericano Donald Trump.

El presidente estadounidense Donald Trump anunció este viernes la imposición de aranceles de 25% sobre 50.000 millones de dólares de importaciones de productos chinos que “contengan tecnologías muy importantes en el plano industrial”.

“Mi formidable relación con el presidente Xi de China y la relación de nuestro país con China son importantes para mí. Sin embargo, el comercio entre nuestras naciones es muy desigual, desde hace mucho tiempo”, se justificó Trump en un comunicado.

El mandatario advirtió además que “Estados Unidos impondrá nuevos aranceles si China adopta medidas de represalia, tales como nuevas tarifas sobre bienes estadounidenses, sobre los servicios o los productos agrícolas”.

El Gobierno de China advirtió horas antes que si se confirmaba la imposición de aranceles en EEUU por parte de la Administración de Donald Trump a la importación de productos chinos quedarán anulados los acuerdos alcanzados en esta materia tras dos meses de negociaciones.

Donald Trump y Xi Jinping (AP)
Donald Trump y Xi Jinping

“China ya publicó un comunicado tras la reciente visita del secretario de Comercio, Wilbur Ross, en el que se dejó claro que si EEUU lanza medidas comerciales tales como la imposición de tarifas los acuerdos no entrarán en vigor”, recordó este viernes el portavoz de Asuntos Exteriores chino, Geng Shuang, en rueda de prensa.

“Nuestra posición sigue siendo la misma, si EEUU toma medidas unilaterales y proteccionistas que dañen los intereses chinos responderemos inmediatamente tomando las decisiones que sean necesarias para salvaguardar nuestros legítimos derechos e intereses”, añadió el portavoz.

Las tensiones comerciales fueron debatidas el jueves por el secretario estadounidense de Estado, Mike Pompeo, en sus conversaciones en Pekín con el presidente chino, Xi Jinping, y el ministro de Asuntos Exteriores, Wang Yi.

Geng subrayó que el contencioso “debe resolverse a través de consultas de forma constructiva, reduciendo las diferencias y expandiendo los puntos en común para beneficiar a ambas partes”.

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *