Comer y Beber

Aprende a catar una cerveza (sin pretenciones)

Sabemos que no hay placer más sublime que el de beber una cerveza bien fría en medio de un caluroso día, o acompañado de tu platillo favorito. Si bien no hay reglas para disfrutar de una cerveza, aprender a beberla correctamente te permitirá descubrir sus sabores en todo su esplendor.

A continuación te platicamos los datos básicos de la cerveza, para que puedas apreciarla y entenderla un poco más. También te compartimos una guía de pasos a seguir para catarla correctamente.

¿Cómo catar una cerveza?

Aprender a catar una cerveza te ayudará a saber separar y diferenciar los componentes e ingredientes para poder analizarlos. El objetivo es poder descubrir todos sus sabores y tonalidades, para disfrutarla y saber con que alimentos se puede maridar.

Algunas recomendaciones a tomar en cuenta son:
  • Conocer más sobre la cerveza: cervecería que la produce, en donde se realiza y si tiene algún ingrediente adicional a los cuatro básicos que son: agua, cebada (malta), lúpulo y levadura.
  • Utilizar un vaso limpio, libre de aromas y sabores que puedan interferir en su sabor.
  • Comenzar con las ligeras y terminar con las de mayor grado alcohólico o de tostados intensos.
  • No comer, fumar o tomar cerveza antes de una cata, para que nuestra boca este libre de aromas y sabores, y que de esta forma se puedan apreciar todos los ingredientes que componen a la cerveza.

En la cata de esta bebida, hay tres sentidos importantes a considerar: Vista, olfato y gusto.

  • Es importante servir la cerveza en un vaso adecuado, contemplando dos dedos de espuma. Esto servirá para poder observar los colores, la carbonatación (burbujas), y la claridad.
  • Beber la cerveza de un vaso y no de la botella, permite apreciar uno de los aspectos más importante, que es su olor. El conjunto de aromas de una cerveza es la fragancia y es lo que la distingue de otras. Recién servida, debemos de acercar la nariz al vaso, e inhalar para descubrir los olores que se despiertan.
  • Se deberá de tomar un buen trago, pasando todo el líquido por las papilas gustativas, con el fin de apreciar todos los sabores. Esto te permitirá sentir la densidad, textura y gas carbónico. Posteriormente deberemos de enfocarnos en descubrir el balance entre lo alcohólico, el dulzor de las maltas, el amargor y la acidez.

Esperamos que hayas aprendido algo sobre el maravilloso mundo cervecero y te invitamos a seguir leyendo esta sección en la que encontrarás información útil para continuar ampliando tu cultura cervecera.

Mostrar más

Deja un comentario